En el contexto geopolítico y socioeconómico actual y teniendo en cuenta el potencial de inversión en Rumanía, cada vez más personas quieren obtener o recuperar la ciudadanía rumana. Un abogado de ciudadanía rumana, especializado en ciudadanía rumana e inmigración, puede realizar todas las tareas requeridas para obtener o recuperar la ciudadanía rumana, recomienda abogados de Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm. El bufete de abogados rumano tiene un departamento con abogados de ciudadanía, inmigración y naturalización y los clientes están muy satisfechos con los servicios prestados.
Las personas que quieran convertirse en ciudadanos rumanos deben cumplir algunas condiciones, tales como: tener un mínimo de 18 años, vivir en Rumania y tener un comportamiento que no interfiera con el Estado de derecho.
Según la legislación nacional, la ciudadanía rumana se puede conceder, previa solicitud, a una persona que no tiene ciudadanía oa un ciudadano extranjero, según el art. 8, Ley n. Disposiciones del 21/1990.
Para obtener la ciudadanía rumana una persona debe:
a). haber nacido y vivir, en el momento en que se presenta la solicitud, en Rumania o, incluso si no nació en territorio rumano, ha vivido en Rumania durante al menos 8 años o, si está casado y vive con un ciudadano rumano , durante al menos cinco años desde el día del matrimonio;
b). demuestra a través de su comportamiento, acciones y actitud que es leal al estado rumano, que no realiza ni apoya acciones contra el Estado de derecho o contra la seguridad nacional y declara que tampoco realizó este tipo de acciones en el pasado ;
C). tiene mínimo 18 años;
d). tiene todos los medios para vivir una vida decente en Rumania y cumple con las condiciones estipuladas en la legislación rumana con respecto al estatus de extranjero;
e) tiene un buen comportamiento y no fue condenado en Rumania o en el extranjero por un delito que lo hiciera indigno de ser ciudadano rumano;
f) habla rumano y conoce nociones elementales de la cultura y civilización rumana que le permitirán integrarse en la vida social;
g) conoce la Constitución rumana y el himno rumano.
Plazo estipulado en la letra a). puede reducirse a la mitad en las siguientes situaciones:
a) el solicitante es una personalidad reconocida a escala internacional;
b) el solicitante es ciudadano de un estado miembro de la UE;
c) el solicitante tiene la condición de refugiado según la legislación;
d) el solicitante invirtió en Rumanía más de 1.000.000 de euros.
Si el extranjero o la persona que no tiene ciudadanía y solicitó la ciudadanía rumana vive en el extranjero por más de 6 meses en un año, ese año no se tendrá en cuenta cuando el período estipulado y la letra a). se calculará la primera condición para otorgar la ciudadanía rumana.
Documentos necesarios para obtener la ciudadanía rumana
1. Pasaporte;
2. Permiso de residencia permanente;
3. Un certificado que acredite la residencia legal en Rumania;
4. Declaración personal certificada ante notario que acredite que el interesado no realiza actualmente ni apoya acciones contra el orden jurídico o la seguridad nacional, ni ha realizado tales actividades en el pasado;
5. Certificado de Matrimonio notariado o Certificado de Matrimonio apostillado/superlegalizado y su traducción certificada;
6. Prueba de ciudadanía rumana del cónyuge (copia notariada del documento de identidad), si corresponde;
7. Actas de Nacimiento de los menores notariadas y superlegalizadas;
8. Consentimiento de los padres para que los niños adquieran la ciudadanía rumana, otorgado por medio de una declaración notariada;
9. El consentimiento del menor que haya cumplido 14 años para adquirir la ciudadanía rumana, otorgado por declaración notarial en presencia de uno de los padres;
10. Certificado de antecedentes penales emitido en el extranjero, en original;
11. Prueba de espacio de vivienda;
12. Prueba de medios legales para una vida digna en Rumania.
Los solicitantes de la ciudadanía rumana deben poder hablar y escribir en idioma rumano, deben conocer la Constitución rumana y el himno rumano y también conocer los elementos esenciales de la cultura y civilización rumana (incluida la historia y geografía rumana).
A primera vista, la elaboración del expediente de ciudadanía rumana parece extremadamente difícil. Sin embargo, con la ayuda de un abogado rumano de ciudadanía, inmigración y naturalización, especializado en obtener o recuperar la ciudadanía, el proceso se vuelve muy simple. El abogado de ciudadanía, inmigración y naturalización se encargará tanto de obtener los documentos necesarios como de presentar la documentación a las instituciones, recomiendan los abogados de ciudadanía de Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm.
***
Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm is one of the top law firms in Romania, which offers legal services at the highest quality, beyond client’s expectations. The Law Firm approaches the cases with maximum professionalism and dedication. It’s ultimate goal is obtaining exceptional results and achieving the client’s objectives, in a time efficient manner. Among Pavel, Mărgărit & Associates clients are top multinationals and local companies. In 2017, the success stories of the Romanian Law Firm have brought recognition of the most prestigious international guides and publications. Thus, Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm ranked second place in Romania in the rankings of business law firms with the most relevant expertise this year, realised by the Legal 500 publication, the most prestigious guide for law firms in the world, based in London, UK. The law firm is also recognized internationally by IFLR 1000 Financial and Corporate Guide 2017. Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm is also the only law firm in Romania recommended by the Global Law Experts Director in London in the Dispute Resolution area of Practice. All the relevant information regarding Pavel, Mărgărit & Associates Romanian Law Firm including areas of practice and the most important deals can be found on the website ww.avocatpavel.com, which is one of the most complex law firm websites in Romania.